Entre el 2017 y 2018 la producción de papel y cartón corrugado y de envases de papel y cartón medido a través del índice de volumen físico registró una tasa de crecimiento promedio anual de 7,7%.

Según un estudio realizado por el Centro de Inteligencia de Negocios y Mercados de Maximixe, este crecimiento se vería explicado por el continuo dinamismo de los sectores comercio, construcción, manufactura y agrícola.

El comercio sigue siendo alentado por el avance del consumo privado que se espera aumente, ante la mejora en la confianza de los consumidores, mejores ingresos mensuales por trabajo, el incremento de la PEA adecuadamente empleada y un mayor acceso al crédito de personas naturales.

Respecto al sector construcción, habrá una mayor demanda local de cemento, sustentada en el avance de la edificación de complejos de viviendas, centros comerciales, oficinas, obras viales y de infraestructura pública, tanto en Lima como en el interior del país.

El sector manufactura impulsará este mercado ante el avance de los subsectores primario y no primario.

En relación al comercio exterior, se estima que las importaciones de papel y cartón corrugado asciendan a US$ 1.9 millones, mayor en 28.4% anual, debido a que la industria local está más especializada en la producción de este tipo de productos; mientras que las compras de cajas de papel o cartón corrugado serían de US$ 9.6 millones, subiendo en 7.4%, en un contexto de mayor demanda por parte de los sectores económicos.

Por otro lado, las exportaciones de papel y cartón corrugado sumarían US$ 20.3 millones, lo que representará un avance de 2.7% y los envíos de cajas de papel o cartón corrugado sumarían US$ 3.8 millones creciendo 4.2%; ambos avances serán sostenidos por la demanda de los países de la región, principalmente por Ecuador, Chile, Bolivia y Venezuela.